DESTACAMOS >>> 
  • "Santa Cruz, 15 años de profundas transformaciones" en el número 36 de T´inkazos, de venta en librerías.
  • Investigadoras e investigadores reflexionan sobre los retos de gobernabilidad y gestión para los municipios de ciudades capitales, en el Dossier del PD-PIEB
  • "Santa Cruz, 15 años de profundas transformaciones" en el número 36 de T´inkazos, de venta en librerías.
  • Investigadoras e investigadores reflexionan sobre los retos de gobernabilidad y gestión para los municipios de ciudades capitales, en el Dossier del PD-PIEB
 
MÁS NOTICIAS
Conservación / Sociedad  
Proyecto de monitoreo de caza y pesca en comunidades Takana se convierte en propuesta de curricula escolar
Periódico Digital PIEB • 28-05-2012 Monitoreo Pesca y Caza Periódico Digital PIEBEl proceso de monitoreo de pesca y caza realizado en cuatro comunidades Takana se convierte en una propuesta curricular regionalizada para ser insertada en la enseñanza escolarizada. El monitoreo se ejecutó en territorio takana (Beni), entre 2001 y 2007, y posteriormente fue asumido por algunas escuelas a sugerencia del Consejo Indígena del Pueblo Takana (CIPTA).

El biólogo e investigador de Wildlife Conservation Society (WCS), Guido Miranda, explica al Periódico Digital PIEB que a solicitud del CIPTA se brindó apoyo técnico al pueblo Takana para ejecutar desde la población adulta de cuatro comunidades el monitoreo de cacería y pesca. Actualmente, bajo el liderazgo del brazo técnico de la organización indígena, se involucró a algunas unidades educativas para que el seguimiento sea más constante y confiable, “ya que no es igual que los técnicos vayan una o dos veces al mes a que se haga cada día”.

“Este monitoreo apunta a que las comunidades puedan medir la sostenibilidad de sus acciones; la información le sirve a ellas mismas para tomar decisiones de conservación. Por ejemplo, si se nota que alguna especie está declinando ellos puedan ver a través de sus monitoreos y tomar decisiones en el marco de las actividades de las escuelas y articularlas con otras instituciones, como el Instituto de Lengua y Cultura”.

El objeto del proyecto es incorporar el monitoreo de caza y pesca en las actividades de las escuelas comunales, que además de tener datos continuos permitirá a los niños utilizar datos reales en las prácticas escolares y revalorizar el conocimiento ancestral sobre sus recursos.

El sistema apunta a eso, y en la fase de prueba piloto se elaboró con la participación del Directorio del CIPTA “Mi cuaderno de monitoreo”, una herramienta de control que en un inicio era llenado por los padres de familia, pero que al ver el gran interés de los niños en la actividad, el proyecto fue trasladado a las aulas.

“Existe una valiosa información que estará incluida en el nuevo cuaderno porque deben usar esos datos para comparar con los nuevos que levantarán los niños “.

En la currícula escolar
La vicepresidenta del CIPTA y profesora de escuela, Neide Cartagena, señala al Periódico Digital PIEB que en su calidad de dirigente dio seguimiento a la fase piloto del proyecto –que involucró a cuatro comunidades y 67 familias–, el cual mostró que cuando se involucra a los niños los resultados son palpables, y se logra obtener información desde la realidad que vive cada familia.

“Ésta actividad de observar desde el momento que se va y se caza, se tiene que decir en qué sendero, en qué lugar, a qué distancia, a qué tiempo y cuando llega a la casa ver cuántos kilos tiene (el animal), si era macho, si era hembra, si estaba preñada o si ya tuvo a su cría. Todas esas cosas tiene que ser anotadas”, explica.

Cartagena señala al Periódico Digital del PIEB, que es importante incorporar en el sistema curricular regionalizado el monitoreo de caza y pesca, propuesta que ya fue presentada junto al Instituto de Lengua y Cultura (ILC) al Ministerio de Educación “porque no sólo habla de hacer esa tarea, sino que involucra a todas las materias, matemáticas, ciencias naturales, lenguaje. Este es su medioambiente, su hábitat e involucra todo, hasta el tema cultural entra porque los niños conocen a los animales en lengua nativa”.

La dirigente takana dice que los resultados de los monitoreos son muy útiles para la comunidad porque ayudan a identificar, por ejemplo, si se estaba cazando en una época no recomendable. “Y sale una decisión comunal de que todos deben cazar pero no en la época cuando las hembras están preñadas o cuando los peces están en veda, o que hay que utilizar el huevo de la tortuguita pero no hay que abusar porque se trata de que estas especies se mantenga para el uso doméstico y no para el comercio”.

El cuaderno de monitoreo registra el tipo de animal cazado o pescado, la cantidad y frecuencia, además del estado en el que se encontraba la especie al momento de haber sido atrapado. Entre los animales mayormente cazados figuran el manechi, luchaci, tejón, taitetú, jochi colorado, huaso, marimono, tropero, peta de agua (tortuga) y perdiz (ave). Mientras que los peces más recolectados son el sábalo, tachaca, belea y pintado.

Una vez llenados los datos, los niños o niñas analizan y comparan con los obtenidos en años pasados, para ver el comportamiento de los animales en su hábitat.

El proyecto, sin embargo, va más allá, y motiva a los estudiantes a recuperar historias de los ancianos de la comunidad a través de entrevistas. Han sido también capacitados para elaborar mapas de distribución de animales por especies, así como base de datos de cacería y pesca.

A la fecha, maestros, padres de familias y sobre todo estudiantes de las unidades educativas San Silvestre, Buena Vista, San Miguel y Carmen del Emero fueron capacitados para el llenado del cuaderno, experiencia que está replicando en Rurrenabaque pero con datos propios del lugar.
Los resultados del proyecto fueron presentados durante el I Congreso Nacional de Educación para la Conservación de la Biodiversidad y el Medioambiente organizado por la Red de Educadores y Profesionales de la Conservación (REPC).

Contacto: gmiranda@wcs.org

© Los artículos difundidos por el Periódico Digital PIEB
pueden ser reproducidos total o parcialmente, citando la fuente.




 
EN PORTADA
Ciudades •  Un “Atlas” refleja la vulnerabilidad en la aglomeración La Paz-El Alto
Medio Ambiente  •  PD-PIEB abre la ventana “Investigación y Medio Ambiente”
Recursos Naturales  •  ¿Qué le impide a Bolivia generar una industria siderúrgica?
Salud  •  Nutricionista: se debe investigar incremento de infecciones gastrointestinales
Arquitectura  •  Arquitecta: Es posible construir fragmentos de paisaje dentro de la ciudad
Recursos Naturales  •  La superficie del salar de Uyuni es más rica en litio que sus profundidades
Comunicación •  Periodistas cambian su lenguaje referido a violencia sexual comercial contra niñas y niños
Universidades •  La rueda de transferencia de tecnología de universidades logró más de cien acuerdos
Población •  El crecimiento urbano y la producción presionan los recursos naturales
Medio Ambiente •  Instituto propone alternativa al actual rellenado con desechos mineros en foso del Cerro Rico
Recursos Naturales •  Investigación: la política de industrialización de la minería está estancada
Seguridad alimentaria •  UAGRM crea alimento para aportar a la lucha contra la desnutrición infantil
Ciencia •  Se identifican dos segmentos donde se pueden generar megaseismos en Sudamérica
Centros documentales •  Geo-especies, un sitio virtual con decenas de miles de registros de flora y fauna


 
© Periódico Digital de Investigación sobre Bolivia
Nº de Depósito Legal 4-3-75-12
ISSN 2304-5221
Av. Arce 2799, esq. Calle Cordero, Ed. Fortaleza · Piso 6 · Oficina 601. Teléfonos: 2432582 - 2431866 · Fax 2435235