DESTACAMOS >>> 
  • "Santa Cruz, 15 años de profundas transformaciones" en el número 36 de T´inkazos, de venta en librerías.
  • Investigadoras e investigadores reflexionan sobre los retos de gobernabilidad y gestión para los municipios de ciudades capitales, en el Dossier del PD-PIEB
  • "Santa Cruz, 15 años de profundas transformaciones" en el número 36 de T´inkazos, de venta en librerías.
  • Investigadoras e investigadores reflexionan sobre los retos de gobernabilidad y gestión para los municipios de ciudades capitales, en el Dossier del PD-PIEB
 
MÁS NOTICIAS
Arqueología / Culturas  
Las más antiguas ocupaciones humanas en Bolivia datan de hace 12.000 años
Periódico Digital PIEB • 02-07-2012 Arte rupestre Bolivia Congreso Periódico Digital PIEBUn recorrido por los estudios arqueológicos da cuenta de que las ocupaciones humanas más antiguas en el actual territorio boliviano datan de hace 12 mil años, en la región de los Lípez, según la arqueóloga Claudia Rivera.

La arqueóloga Claudia Rivera, miembro de la Sociedad de Investigación en Arte Rupestre de Bolivia (SIARB), estuvo a cargo de la conferencia de apertura del Congreso Internacional de Arte Rupestre que se realizó la pasada semana en La Paz. En su intervención la especialista hizo un recorrido por los avances de la investigación en el altiplano, los valles interandinos y las tierras bajas del este.

Rivera explicó que los estudios recientes han identificado “una de las ocupaciones más tempranas en Alota, el altiplano de Lípez, con fechas alrededor del 12.000 antes del presente, lo que convierte a este sitio en la evidencia más temprana de ocupación humana en el altiplano boliviano”.

Otros acercamientos fechados entre el arcaico medio y tardío, entre los 6.000 y 2.000 a.C., han mostrado sobre todo en zonas de altiplano y valle diversas adaptaciones a medioambientes particulares, con patrones de trashumancia entre zonas vecinas para el aprovechamiento de recursos de caza-recolección de materias primas.

“En la mayor parte de casos –dice-- se identificaron sitios aislados o agrupamientos de ellos, ya sea en abrigos rocosos o al aire libre, cercanos a fuentes de agua y a otros recursos. Aspectos ideológicos de estas sociedades pueden verse en los abrigos rocosos que constituyeron campamentos semipermanentes o más estacionales, asociados con grabados y pinturas rupestres como en los casos de Betanzos, Valle de Cinti y San Lucas”.

En el país se cuenta con cerca de mil sitios registrados de arte rupestre de las épicas prehispánica, colonial y republicana, en algunos casos con intervenciones para su conservación y exposición al público. El presidente de la SIARB, Freddy Taboada, explicó que “el arte rupestre puede ser prehispánico, colonial y contemporáneo o republicano. Las diferencias son notorias en la iconografía de los motivos, pero lo que nos llama la atención fundamentalmente es que existen sitios utilizados y reutilizados sistemáticamente desde periodo precolombino hasta la república, esos ejemplos nos hace pensar en la importancia del sitio, un sitio que puede ser ritual, económico, político”.

Al parecer una conversión hacia sociedades sustentadas en el prestigio sucedió en la cuenca del Titicaca, con “grupos que siguieron un largo proceso de cambios graduales plasmados hace unos dos mil años en la conformación de sociedades cada vez más sedentarias ligadas a economías agrícolas, o en sociedades seminómadas más vinculadas con el pastoreo”.

El periodo formativo se caracteriza por sociedades basadas en el pastoreo, dice Rivera, sin duda la cuenca del Titicaca por sus recursos fue una región privilegiada por asentamientos en amplios valles a orillas del lago. Hacia comienzos de la era hubo dos grupos políticos claros, Pucara y Tihuanacu, esta última logró convertirse en Estado hacia el año 500 después de Cristo.

La antropóloga dice que Tihuanacu logró articular a través de estrategias persuasivas a distintos territorios a su propuesta estatal, “esta situación dio lugar a una ideología de Estado que se manifiesta en una iconografía particular”. Todavía hoy Tiahuanacu es objeto de discusión respecto de dos opiniones acerca de su colapso.

La intervención de Claudia Rivera abordó distintos aspectos de los avances de los estudios científicos sobre el tema.

© Los artículos difundidos por el Periódico Digital PIEB
pueden ser reproducidos total o parcialmente, citando la fuente.




 
EN PORTADA
Publicaciones •  Sergio Lea Plaza presenta un libro sobre la política y filosofía en la poesía de Roberto Echazú
Especiales  •  PIEB: Rubén Vargas contribuyó a la formación de investigadores en Bolivia
Contaminación  •  Qué dimensión tiene el desecho de envases de plaguicidas en el campo
Medio Ambiente  •  Titicaca: mueren peces, anfibios y aves por falta de oxígeno disuelto en el agua
Salud  •  El vector del Chagas es detectado en el 7% de viviendas de zona tarijeña
Salud  •  A pesar del cambio climático, se pueden atenuar los impactos en la salud
Sociedad  •  “Bolivia es un ejemplo atípico” de apuesta por el trabajo infantil para menores de 14
Ciudades •  Riesgos: más que identificar amenazas, hay que ver qué elementos esenciales proteger
Género •  Cómo la prensa mira la violencia: mujeres en peligro y agresores patológicos
Ciudades •  Ciudades: alta asociación entre grupos vulnerables y lugares amenazados
Sociedad •  Estudio: la gente entra a la cárcel, luego el Estado se desentiende de sus derechos
Cambio Climático •  Los árboles mueren prematuramente en los bosques amazónicos


 
© Periódico Digital de Investigación sobre Bolivia
Nº de Depósito Legal 4-3-75-12
ISSN 2304-5221
Av. Arce 2799, esq. Calle Cordero, Ed. Fortaleza · Piso 6 · Oficina 601. Teléfonos: 2432582 - 2431866 · Fax 2435235