DESTACAMOS >>> 
  • Investigaciones de la convocatoria "Factores económicos e institucionales y su incidencia en el escaso desarrollo nacional" en Biblioteca PIEB.
  • Investigaciones de la convocatoria "Factores económicos e institucionales y su incidencia en el escaso desarrollo nacional" en Biblioteca PIEB.
 
MÁS NOTICIAS
Universidades 
Estudio: El turismo amazónico podría sostenerse en los atractivos del bosque no intervenido y las culturas vivas

Periódico Digital PIEB • 27-03-2013 Bosque amazónico Periódico Digital PIEBAunque la amazonia de Pando tiene un bosque alto escasamente intervenido y único en la región, como marco de la presencia de culturas vivas susceptibles de interés de visitantes foráneos, todavía no existen condiciones para ofertar servicios a los visitantes del exterior e interior del país, según un estudio dirigido por Maricela Aguada. La generación de un plan estratégico y una normativa para desarrollar el turismo de manera sostenible son tareas pendientes para actores estatales, privados y la población.

La investigadora y directora de la Unidad de Interacción Social de la Universidad Amazónica de Pando (UAP), Maricela Aguada, dirigió el estudio “Análisis de las condiciones para el desarrollo turístico de los municipios Bolpebra, Cobija, Filadelfia y Porvenir”, que se desarrolla en el marco de la “Convocatoria para proyectos de investigación científica y tecnológica para el desarrollo de Pando” promovida por la UAP y el Programa de Investigación Estratégica en Bolivia (PIEB).

Una de las inquietudes de partida era saber cuáles son las potencialidades turísticas de los cuatro municipios. El equipo de investigadores verificó, según Aguada, que la disposición de recursos turísticos es “excelente” por los atractivos naturales y culturales, pero no así la oferta de servicios tanto para acceder como para permanecer en los sitios turísticos.

Aguada explicó que las zonas de bosque alto con lugares poco intervenidos, en consecuencia, despoblados, que muestran “magníficos escenarios naturales con una rica biodiversidad”, son el plus turístico de la región. A esto se añade la presencia de culturas indígenas originarias vivas, a las que un visitante puede acceder en una experiencia que “no tiene comparación”.

En este contexto de recursos favorable, los gobiernos locales necesitan una orientación para elaborar planes de desarrollo turístico, la iniciativa privada es “incipiente” y carece de condiciones básicas y de soporte para la actividad turística (carreteras, aeropuerto, servicios) y los pueblos indígenas tienen el interés pero necesitan definir sus metas y planes.

Por ahora la oferta turística es escasa, y Aguada afirma que las operadoras turísticas de Perú y Brasil se están beneficiando de la demanda que comienza a aparecer. Las operadoras de Perú, por ejemplo, venden paquetes turísticos al lago Bay y a Cachuela Esperanza ingresando por el fronterizo Puerto Maldonado.

El entorno natural, los accidentes geográficos, los vestigios históricos (de extracción de la goma, desde su recolección hasta la elaboración de “bolachas”) y arqueológicos y las culturas vivas, junto a actividades como la recolección de la castaña, la pesca y la artesanía podrían completar la oferta.

Aunque la ciudad de Cobija no dispone de centros singulares o significativos para el turismo, el estudio identificó la urbe como el centro de distribución de los flujos turísticos. “Hay que resaltar –dice el informe de investigación–, también en este punto, que, en las actuales circunstancias las Comunidades Indígenas serían solamente accesibles para segmentos de mercado muy limitados por las dificultades de transporte/alojamiento y la inseguridad de los medios de transporte fluviales y por carretera. Asimismo, hay que hacer notar la enorme dosis de capacitación que requiere la puesta en valor de las expresiones culturales indígenas para que éstas puedan formar parte de productos turísticos gestionados por ellos mismos”.

Las propuestas del equipo dirigido por Maricela Aguada, que en esta investigación trabajó junto a José Luis Polanco y José Luis Queteguary, se centran en la necesidad de desarrollar un ordenamiento territorial del turismo y un marco normativo para generar condiciones para esta actividad de manera sostenible, además de prever instancias de coordinación entre el sector público y privado que garanticen la competitividad del destino turístico.

Sin embargo, todavía existen tareas pendientes como un estudio de la demanda puesto que no existen datos de características o movimiento actualizados hacia la región, salvo los registros hoteleros recogidos por el Viceministerio de Turismo. Los estudios de hace una década muestran datos son “absolutamente insignificantes” pues la llegada de turistas extranjeros a Cobija solo representa el 0,3% de todo el turismo internacional del país.

© Los artículos difundidos por el Periódico Digital PIEB
pueden ser reproducidos total o parcialmente, citando la fuente.




 
EN PORTADA
Género  •  "La poética de las vertientes" dialogó con las teorías decoloniales hace diez años
Sociología  •  Grupo de estudio se pregunta si existe la sociología del trabajo en Bolivia
Instituciones  •  El análisis de las condiciones de vida en el tema urbano aporta a la planificación
Generacionales  •  Investigación explora en la sexualidad y comportamiento sexual en adolescentes
Comunicación  •  SembraMedia: Hay un ecosistema vibrante de nuevos medios digitales
Patrimonio •  Bolivia tiene 509 bienes culturales y naturales reconocidos como patrimonio
Género •  Mujeres intelectuales: distinta historia y devenir de académicas y no académicas
Sociedad •  Cárceles: la reinserción solo sucede por esfuerzo de los propios privados de libertad
Generacionales •  Más de 970 mil niños y niñas están en riesgo de perder el cuidado familiar y parental
Informe •  Un balance de los derechos indígenas muestra una brecha entre la norma y la realidad
Generacionales •  Yacuses: Cuando el desarrollo trae consigo trabajo infantil
Género •  Mujer encarcelada: sin trabajo estable, con solo primaria y menos del salario mínimo
Medio Ambiente •  Unas 123 especies de agua dulce están amenazadas en los Andes Tropicales


 
© Periódico Digital de Investigación sobre Bolivia
Nº de Depósito Legal 4-3-75-12
ISSN 2304-5221
Av. Arce 2799, esq. Calle Cordero, Ed. Fortaleza · Piso 6 · Oficina 601. Teléfonos: 2432582 - 2431866 · Fax 2435235